miércoles, 21 de septiembre de 2016

DIY: Atrapa-sueños XXL


Criba, Tamiz, cedazo, ceranda ... hay mil formas de llamarlo, y es el objeto perfecto para fabricar un atrapa-sueños gigante.

Utilizando un tamiz para el grano, no solo estamos creando un objeto original con el que adornar la casa de una manera distinta, si no que además estamos reutilizando un objeto de labranza que afortunadamente se sigue encontrando sin mucho esfuerzo, pero que actualmente no sirve para NADA. 



¿Dónde se puede encontrar uno de estos tamices? Si vivís en un pueblo no necesitáis mi ayuda, ya que suelen aparecer entre otros cachivaches en el sobrado, panera, desván... si no tenéis acceso a ello, también suelen aparecer entre otros cachivaches en los puestos de antigüedades en los mercadillos; y no es un objeto muy cotizado, por lo que no os costará mucho.

Es importante que antes de que comencéis a manipular el tamiz os aseguréis de que no hay alambres sueltos con los que podráis pincharos. No es una tontería porque suelen estar oxidados ¡¡y no queremos terminar en urgencias!!

Este es el material que yo utilicé:


-Lana
-Trapillo
-Hilo
-Plumas
-Diferentes telas
-Abalorios
-Flores de plástico o papel
-Aguja lanera
-Tijeras

Gracias a la forma original de estos tamices, llenos de círculos concéntricos y radios, tenemos prácticamente un folio en blanco para crear cualquier dibujo o motivo con lana y una aguja lanera. Yo opté por lo sencillo utilizando los radios de alambre para hacer figuras geométricas con lanas de distintos colores, incluyendo los abalorios. No se tarda nada.


Después corté unas cuantas tiras de telas con una largura similar y las fui atando a la que escogí como parte inferior. Até también las plumas a un corden que até junto a las tiras de tela. Algunas de las tiras las até en forma de trenza para que diera un aspecto mas "indio" 



Para terminar, engarcé las flores entre los alambres, que quedan perfectamente fijadas gracias a lo juntos que están los alambres entre sí. ¡listo!



Esto es lo que yo hice en una tarde, así que estoy convencida que con más dedicación podéis crear auténticas obras de arte. Animaos porque estos objetos obsoletos aceptan prácticamente cualquier decoración. Por ejemplo, seguro que quedarían ideales como bases para centros otoñales.

Ya sabéis que según la leyenda los atrapa-sueños evitan pesadillas y nos ayudan a descansar, así que colocados en el dormitorio, garantiza un descanso plácido... y si no es así, y pasas la noche en vela, ¡al menos tienes algo bonito que mirar!

¿Os ha gustado mi idea? Feliz semana!




No hay comentarios:

Publicar un comentario